(505) 2276-0241 Contáctanos
Visita pastoral a la zona afectada por terremoto en 2016, de la Diócesis de Camerino (Vatican Media)
El Papa Francisco ha realizado la oración del Ángelus después de la eucaristía en su visita pastoral a la ciudad de Camerino.

Manuel Cubías – Ciudad del Vaticano

El Obispo de Roma comenzó el mensaje del Ángelus recordando a la “beata Eduviges Carboni, una mujer sencilla del pueblo que en su humilde vida cotidiana abrazó la Cruz, dando testimonio de fe y caridad. Demos gracias por esta fiel discípula de Cristo, que ha pasado toda su vida al servicio de Dios y del prójimo”.

 

Refugiados

Luego recordó también que el próximo 20 de junio las Naciones Unidas celebra el Día Mundial de los refugiados e invitó a todos los asistentes a “solidarizarse con los hombres, mujeres y niños que huyen de las guerras, la persecución y las violaciones de los derechos fundamentales. Que nuestras comunidades eclesiales y civiles estén cerca de ellos y atentas a sus necesidades y sufrimientos”.

 

Situación en Medio Oriente

Sobre la situación en el Medio Oriente, expresó: «También sigo con preocupación las crecientes tensiones en el Golfo Pérsico. Pido a todos que utilicen los instrumentos de la diplomacia para resolver los complejos problemas de los conflictos en Oriente Próximo. También renuevo a la comunidad internacional mi sincero llamamiento para que se hagan todos los esfuerzos posibles por promover el diálogo y la paz».

 

Agradecimiento a personas que prepararon visita

El Papa saludó también a los presentes, así como a aquellos que, a través de la radio y la televisión, “se unieron espiritualmente a la misa. Extendió sus agradecimientos “a todas aquellas instituciones, organismos, asociaciones e individuos que han trabajado en esta breve pero intensa visita mía, colaborando generosamente con la Arquidiócesis de Camerino-San Severino Marche”.

El Obispo de Roma también saludó a “los habitantes de San Severino Marche, a quienes saludaré desde lo alto volando sobre su ciudad en helicóptero”.

 

Invitación a caminar juntos

El Papa invitó a los presentes y a toda la comunidad cristiana a “caminar juntos y con alegría por el camino de la fe, de la esperanza y de la caridad, fieles a los numerosos testimonios de santidad de los que es rica su tierra. Pienso, entre otros, en San Venanzio, San Severino, San Ansovino, San Nicolás de Tolentino, San Pacífico y el Beato Bautista Varano. Pienso también en las numerosas figuras de «santos de al lado» que no fueron beatificados ni canonizados, sino que apoyaron y siguen apoyando,  transformando, familias y comunidades con la fuerza de su vida cristiana”.

 

Encomendarse a la Virgen María

Finalmente, el Papa invitó a toda la comunidad a recitar la oración del Ángelus y a encomendarse a la Virgen María, en la especial advocación de Santa María en la Vía, “Que Ella, que animó con su presencia maternal la primera comunidad de discípulos de Jesús, ayude también a la Iglesia de hoy a dar un buen testimonio del Evangelio”.

 

fuente: vaticannews.va