(505) 2276-0241 Contáctanos

María,
Nuestra Señora de Lourdes,
Tú que te apareciste a Bernardita, pequeña y sencilla pastora de Bigorra,
En el hueco de la roca de Massabielle,
Le trajiste la luz resplandeciente de tu sonrisa,
El dulce y radiante resplandor de tu presencia.
Creaste una relación con ella a lo largo de los días
En la que la mirabas como una persona habla con otra persona.
Estamos ante ti, pobres también nosotros, y te rezamos humildemente.
Haz que aquellos que dudan, descubran la alegría de la confianza,
Haz que aquellos que desesperan, sientan tu discreta presencia.

María,
Nuestra Señora de Lourdes,
Tú que revelaste a Bernardita tu nombre
Diciendo simplemente «Yo soy la Inmaculada Concepción».
Haznos descubrir la alegría del perdón que siempre se ofrece,
Pon en nosotros el deseo de la inocencia recuperada y la santidad gozosa.
Ayuda a los pecadores que no quieren ver.
Has dado a luz al Salvador del mundo,
Mira con ternura nuestro mundo espléndido y dramático.
Abre en nosotros los caminos de la esperanza,
Guíanos hacia Aquel que es la Fuente viva,
Jesús, tu Hijo, que nos enseña a decir:
Padre Nuestro…

 

Acto de Confianza en María

Bendito seas, Dios, Padre nuestro,
que creaste a María tan bella,
y nos la diste por Madre
junto a la Cruz de Jesús.
Bendito seas porque nos llamaste,
como a Bernardita,
para ver a María en tu luz
y beber en la fuente de tu Corazón.
Tu conoces, María, las miserias y pecados
de nuestras vidas y de nuestro mundo.
Nos confiamos a ti en este día,
totalmente y sin reservas.
Queremos renacer de ti cada día
por el poder del Espíritu,
y vivir la vida de Jesús como
humildes servidores de nuestros hermanos.

Enséñanos, María,
a llevar la vida del Señor.
Enséñanos el Sí de tu corazón.

AMÉN